Lab Diseño Gráfico
Lab Diseño Gráfico

Esta idea viene de las bodas anglosajonas. Es una forma de anunciar la fecha del casamiento para que sus invitados se reserven ese día tan especial para compartir con ustedes. Al momento de planearlo quizá no tengan todo resuelto, como el estilo de las tarjetas de casamiento, la ambientación, la torta de casamiento, las sorpresas o los souvenirs originales. Sin embargo, pueden darles a sus save the date el carácter que mejor se identifique con ustedes y sorprenda a sus invitados.

1. ¿Merece la pena?

Remind Press
Remind Press

Las tarjetas save the date no tienen una regla determinada para enviarlas o no. Dependerá mucho del contexto de la boda, cuánto tiempo transcurra entre el compromiso y el casamiento, si se trata de una boda de destino en un entorno fuera del habitual, si llegan invitados de otras provincias o países, si es un casamiento muy concurrido y quieren estimar un número de invitados confirmados. Es innegable el recurso práctico que se les adjudica en una organización de bodas.

2. ¿Cuándo enviarlas?

Siena Estudio
Siena Estudio

El objetivo es asegurarse un mayor número de asistentes en el día más importante de sus vidas. Por ello, lo mejor es enviarlas con seis u ocho meses de anticipación. Los invitados que necesiten acomodar sus agendas, reservar alojamiento, pedir licencia en el trabajo tendrán el tiempo suficiente para poder hacerlo y concurrir sin dificultades al enlace. Una vez que conozcan las locaciones y la fecha en que cortarán su torta de casamiento original, no duden en enviar sus preinvitaciones de boda.

3. Lo justo y necesario

Blackfisk
Blackfisk

Se envían una por familia o por invitado solo. No se trata de dar mucha información, sino lo justo y necesario ya que no es la invitación propiamente dicha. Los datos infaltables son sus nombres y la fecha del enlace, y en algunas ocasiones el lugar o la ciudad. Otros detalles irán luego en las tarjetas de casamiento originales, indicando la hora de la ceremonia y la recepción y datos complementarios de etiqueta, lista de regalos o mapa con las indicaciones para llegar.

4. El formato

Love Letter
Love Letter

Como sucede con los modelos de tarjetas de casamiento tradicionales, pueden anunciar el enlace con el formato clásico y artesanal del papel, en el que darán un vistazo ligero del tipo de boda. Otras ideas se encaminan por las nuevas tecnologías, como armar una producción audiovisual divertida y enviar el clip del video, o elegir las invitaciones web, una alternativa más económica si quieren luego destinar más presupuesto a las tarjetas de casamiento divertidas.

5. Lista de invitados

Ger Bottazzini
Ger Bottazzini

Luego de haber anunciado a los familiares y amigos que se han comprometido y llegue el tiempo de organizar el casamiento y darle forma, surge una lista tentativa de invitados. Tal vez cuando quieran enviar sus preinvitaciones de boda no cuenten con una lista definitiva. Sin embargo, debe estar lo más depurada posible para enviar las tarjetas save the date, dado que quienes las reciban ya comenzarán a planear cómo vestirse, qué regalarles y cómo acomodar los días cercanos al evento. Ya no habrá vuelta atrás.

Este recurso creativo no intentará reemplazar las invitaciones de boda, pero les dará una perspectiva de cuánto pueden agrandar o recortar la lista de invitados. Conozcan sobre souvenirs de casamiento que nunca pasan de moda. Todo va tomando forma en este proyecto de a dos.