Todas las novias buscan estar preciosas el día más especial de sus vidas y la perfección se consigue con la elección de “el vestido” entre los miles de vestidos de novia que existen, tener el maquillaje indicado, los complementos adecuados y acertar con el recogido ideal entre las opciones tan numerosas que hay de peinados de novia. Hoy te vamos hablar de algunos recogidos fáciles y de los ornamentos que son ideales para que entrés radiante al altar con un peinado delicado y hermoso que te hará brillar aún más.

Armonía nupcial

Cantidad de peinados te pueden acompañar el día de tu casamiento y complementar así el vestido que te pondrás. Además, puede hacer juego con el ramo de novia que vas a llevar o, incluso, combinarlo con algún detalle que pueda estar presente en las tortas de casamiento originales que elegiste para el postre o en las ideas para souvenirs de casamiento que escogiste para obsequiar a tus invitados. Sea como sea, el peinado tiene una gran importancia para la novia porque es el marco de la cara y debe estar perfectamente realizado para que dure todo el día. Hay peinados de todo tipo y para todos los estilos de novia: más o menos recargados, más trabajosos o infinidad de peinados fáciles que no renuncian a la elegancia y la sofisticación.

Peinados con complementos afines

Muchas veces no hace falta estar cuatro horas en la peluquería para conseguir un peinado fabuloso. Hay muchos peinados recogidos con trenzas que son realmente delicados, sencillos y los más elegidos por muchas novias de todos los estilos. La trenza puede ir enrollada formando un moño o, si querés dejarla suelta, puede caer en la espalda o en un lado de los hombros, como más te guste. Este peinado se puede complementar con una corona de flores que vaya a juego con el ramo de novia. 

Los peinados semirecogidos también son muy aclamados por las novias que no quieren abandonar del todo el pelo suelto. Estos van sujetos por hebillas de perlas, apliques florales o tocados estilo peineta que quedan colgantes y muy llamativos. Con el pelo suelto que queda del medio recogido, te podés hacer ondulaciones. También es una buena opción para las novias que quieran hacerse peinados con rulos.

Las flores naturales son las favoritas por muchas novias y suelen ir acompañadas de pequeñas gisófilas blancas, el típico velo de novia, que complementan a las flores principales y aportan distinción y delicadez al peinado. Junto con un velo de tul, también son ideales las flores para dar volumen a las novias que lleven peinados para pelo corto.

Si querés sentirte como una princesa en tu día de cuento, podés complementar tu recogido con una brillante tiara gruesa o finita dependiendo de la importancia que querás darle.

Looks minimal

Hay novias que optan por recogidos más sencillos abogando por la naturalidad y el minimalismo. Peinados con flequillo y un moño bien armado o un recogido despeinado y sin ornamentación, para dar todo el protagonismo a los aros que cuelgan brillantes y vistosos.

Seas una novia de pelo largo o de pelo corto, liso u ondulado, podés llevar un recogido distinguido, con o sin ornamentos y, sobre todo, muy fácil de hacer. Este tipo de peinados, además de servirte para la ceremonia, podés adaptarlos para tus vestidos de fiesta y así estar estupendamente, tanto como las invitaciones de bodas que enviarás a tus invitados para que no se pierdan tu look ideal.