Leo Furió

Si no disponen de una idea clara para ubicar a los invitados, puede que llegado el momento de ingresar a la iglesia todo resulte en una confusión. Si ya se acerca la fecha y todo marcha sobre rieles, como el vestido de novia, el auto de novios, los vestidos de fiesta sencillos de las damas de honor, el peinado de novia y el maquillaje, entonces revisen algunos tips para acomodar a los invitados en la iglesia y que todo fluya naturalmente.

1. Del protocolo

El ingreso de los invitados a la iglesia es uno de los actos protocolarios de la ceremonia y, más aún, el modo de ir ubicándose dentro del recinto. La entrada de la novia también es un acto tradicional y quien toma el rol de acompañarla es el padrino o padre. Los primeros bancos se reservan para los familiares más cercanos, los testigos de la pareja y los invitados que llegan con el cortejo nupcial. Aquí pueden reservar algunos asientos colocando el nombre del invitado.

Fotaza

2. Los invitados

Al acercarse la hora de comienzo de la ceremonia, van llegando los invitados de la pareja. Si continuáramos con el protocolo más rígido, los familiares de la novia se ubicarían a la izquierda y los del novio, a la derecha. Sin embargo, hoy en día el tono más familiar indica que puede resultar un formato muy serio y difícil de llevar a cabo. Cada invitado querrá elegir un sitio para sentarse y, además, ¿qué sucedería con los amigos en común?

3. El novio y la madrina

Ellos suelen presentarse entre los primeros que llegan a la iglesia. Irán dando la bienvenida y compartiendo un momento con los invitados. Cuando se acerque la hora de comenzar, se ubicarán en el lado derecho del altar para esperar a la novia. Luego de unos minutos de rigor, ella entra del brazo izquierdo del padrino al ritmo de la marcha nupcial, más hermosa que nunca con su vestido de novia con encaje, sus zapatos elegantes y su peinado semirecogido, y prestando atención a la mirada del novio.

Leo Furió

4. Cortejo nupcial

Algunas costumbres se van reproduciendo en otros países por la difusión que alcanzan con los medios sociales y el cine. El rol de las damas de honor es un ejemplo. En este caso ellas se ubican en una línea lateral a la izquierda de la novia, luciendo sus vestidos elegantes para fiestas iguales o similares. Si optaron por los pajes y las damitas que llevan preciosos trajecitos, vestidos con volados y peinados fáciles es conveniente que ellos se ubiquen con sus padres para que se sientan más cómodos.

5. Colocación en el altar

El modo más rígido de ubicarse para seguir el protocolo es: madrina, novia, novio, padrino. Pero los tiempos también van adoptando un modo más familiar y las parejas optan por la ubicación: padrino, novia, novio y madrina. Es lo que suele utilizarse con mayor frecuencia porque resulta más natural. En algunas ocasiones los novios eligen ubicarse solos en el altar y el padrino y la madrina, en la cabecera de los primeros bancos.

Rapa Producciones

6. Algunos consejos

Para tranquilidad de los novios, es recomendable que una persona pueda orientar a los invitados al llegar a la iglesia. Puede ser una hermana, una amiga, o si incorporaron damas de honor, alguna de ellas podría asumir la tarea. Si han contratado una wedding planner, ella sabrá hacerlo a la perfección. Otro tip para considerar es que les recuerden a los invitados ser puntuales para dar inicio a la ceremonia. No queda nada elegante que entren los rezagados detrás de la novia. Todos deberían estar ubicados al inicio de la ceremonia.

Pueden revisar luego cómo es el orden del cortejo nupcial. ¿Han elegido la frase para tarjetas de casamiento? Recuerden que les da el toque especial a las invitaciones de boda, y no dejan de encantar.