Gabriel Purziani Fotógrafo

Uno de los momentos más esperados que abrirá camino a una nueva etapa en la pareja es el tan esperado "sí quiero" de los novios y de sus familiares y amigas que llevan esperando este momento tanto tiempo y están súper preparadas para lucir sus vestidos de fiesta 2019. La ceremonia es el punto de partida donde entrarás con tu precioso vestido de novia hasta llegar al altar que será el escenario y foco de todas las miradas. Les sugerimos estos tips para que consigan una decoración cuidada y personalizada teniendo en cuenta todos y cada uno de los detalles, como hicieron con las tarjetas de casamiento para tus invitados. ¡Tomen nota!

Observar el entorno

Estudio Saint

Eloy Puegher

De la misma que hay vestidos de novia 2019 para todos los estilos, también hay espacios para todos los gustos y dependiendo de cuál sea el lugar elegido va a condicionar el estilo de la decoración. No es lo mismo celebrar el casamiento en un patio bohemio, en un jardín verde, en una casa con pileta, en la playa o en medio de la montaña rodeados de un lago…

Cada lugar tiene su personalidad, su luz, sus propios colores y matices que lo hacen único. Inspírense en las vistas, los árboles, plantas y flores, el color del cielo, el pasto, el suelo y todos los elementos que componen el entorno para lograr una decoración personalizada y especial que fusione sus propios gustos.

Carteles

Felipe Ponce Fine Art Wedding Photography

Olga Martínez

Es muy importante una señalización visible y clara para que ningún invitado se pierda el día B. Coloquen carteles decorativos y divertidos para que cada invitado sepa dónde debe ubicarse y carteles que ayuden a facilitar el acceso al altar y a saber dónde pueden encontrar los sobrecitos para la tradicional tirada de arroz a los novios. ¡Qué nadie se lo pierda!

El camino al altar

BD Producciones

Cité Martó Espacios Creativos

El pasillo o camino, como ocurre con los souvenirs originales, hay muchos y de muchas maneras. Seguro que les resultará fácil encontrar esa decoración que más les interese en base a sus gustos personales y al entorno que les rodea: el problema va a ser decidirse solo por una opción. Desde un camino con alfombras o pareos con dibujos étnicos, un camino de pétalos de rosa, una decoración con velas grandes o candelabros, un pasillo de flores y guirnaldas, luces y hasta globos de helio. Pueden incorporar todo lo que se imaginen. Además, pueden crear un túnel de ramas de cerezo o formar el altar rodeados de una gran arboleda que los envuelva consiguiendo un ambiente romántico y súper especial.

Las sillas

Olga Martínez

Gatti Iluminar

Los asientos de los invitados pueden ir decorados con las clásicas telas o lazos de tul colgantes y ramilletes, cintas, banderines de colores o cuadros con fotos de su infancia en los laterales creando un pasillo muy especial, todo dependiendo del estilo del casamiento. Además de sillas individuales que tienen ese punto más clásico y formal, también pueden optar por bancos alargados si desean crear un ambiente algo más relajado y espontáneo para la ceremonia.

El altar

Laura Baez Eventos

El altar es el mágico lugar de encuentro y casamiento de los novios y por ello debe estar cuidado al detalle por ser tan especial, casi tanto como las tarjetas de casamiento divertidas que enviaron para dar la noticia. Empezando por un suelo o una tarima iluminada con velas pasando por los arreglos florales o maceteros gigantes en los laterales que juegan su mejor papel hasta llegar al arco redondo o cuadrado repleto de flores coloridas, follaje silvestre, enredaderas, telas y mucho romanticismo. ¡Hagan de su altar un templo precioso para un momento único!

Delante de las dudas todos necesitamos una sugerencia o guía de consejos para poder hacer bien las cosas, como te habrá pasado en el momento de seleccionar el mejor peinado de novia para tu look o para encontrar esos souvenirs de casamiento tan especiales para los invitados. Seguro que con estas ideas podrán definir la ornamentación del altar, el pasillo, los asientos y el entorno siempre siendo siempre fieles a su propio estilo.