Casamientos

¿Cuándo conviene elegir un hotel all inclusive para la luna de miel?

Es una forma de turismo en auge con características propias que empoderan el bienestar de los huéspedes sin que tengan necesidad de recurrir a propuestas externas al complejo. Todo se resuelve dentro de las instalaciones y prima la comodidad.

Te ayudamos a encontrar tu agencia más cercana 🛫
Pedí información y precios a tus agencias de viaje más cercanas

Enhorabuena

Llegado el momento de decidir por una luna de miel all inclusive con todos los detalles resueltos u hospedarse en un hotel tradicional, las parejas deben sopesar los factores que condicionan su viaje, desde la comodidad hasta las finanzas. En la organización del enlace, el vestido de novia 2019, las locaciones, las invitaciones de boda, los arreglos florales, la torta de casamiento dejan un espacio para dedicarnos al viaje de bodas. Ventajas y desventajas del “todo incluido”.

1. ¿Qué es un all inclusive?

Es un modo de hacer turismo en el que los pasajeros efectúan un único pago que contempla todos los gastos de las vacaciones o el viaje de bodas. Todo está incluido: alojamiento, comidas, bebidas, traslados y entretenimiento. Por lo general, todas las actividades recreativas se llevan a cabo dentro de las instalaciones del hotel, por lo cual no habrá que preocuparse por contratar salidas o saber dónde irán a comer porque todo ya estará resuelto.

2. ¿Qué tipo de parejas?

Están las parejas que son organizadas y prefieren la comodidad y el lujo antes que encontrarse con la incertidumbre de lo desconocido. Otras tienen un espíritu más aventurero y buscan ese desafío de lo desconocido. Prefieren explorar la naturaleza, los pueblos, la riqueza de la cultura, los deportes aventura. Un sistema all inclusive es para las primeras, aquellas que evitan preocuparse por las finanzas y que solo quieren descansar y tener todo a mano.

3. Mejores destinos all inclusive

Las playas del Caribe ocupan el podio de la hotelería de lujo. Riviera Maya, Cancún, Punta Cana, los cayos de Cuba, Jamaica. En Brasil, hay hoteles all inclusive en Maragogi, Praia do Forte, Costa do Sauipe. También son muy buscados los destinos del sudeste asiático, como Tailandia y Bali. La última tendencia turística son los centros de esquí “todo incluido”, para una luna de miel de invierno.

4. Las ventajas

  • Presupuesto controlado. Es la primera ventaja, la más notoria. Cuando decidieron comprar un paquete all inclusive, todos los gastos de alojamiento, comidas, traslados y actividades recreativas ya se contemplaron en el presupuesto y no van a gastar mucho más.
  • De lujo. Por lo general, tienen una ubicación privilegiada, frente al mar. En los días venideros podrán disfrutar de hermosas playas y piscinas pensadas especialmente para maravillar a los huéspedes. La infraestructura contempla el ocio para todas las edades.
  • Comodidad. Los hoteles all inclusive y las agencias contratadas se encargan de todo. Ustedes no tienen de qué preocuparse. Podrán movilizarse tranquilamente por todas las instalaciones y disfrutar de todos los servicios incluidos en el paquete.
  • Comidas y bebidas. Comprenden una parte importante de los viajes. No tener que pensar en dónde ir a comer o cómo preparar la comida es un gran privilegio para los novios. De seguro, siempre habrá algo rico que complazca a la pareja.
  • Solo disfrutar. Un servicio dedicado al confort de sus visitantes les asegura sentirse sumamente cómodos y mimados. Es solo disfrutar del encanto del viaje de luna miel en los lugares más paradisíacos del mundo. Por ello, es ideal para los recién casados.

5. Las desventajas

  • Turismo poco espontáneo. Un viaje tan organizado, con comidas y actividades ya planeadas y con horarios fijados, le quita algo de la espontaneidad que suele ser tan rica cuando estamos de viaje. Salir a descubrir y explorar tiende a quedar un poco de lado.
  • Superabundancia de comidas y bebidas. Contar con el servicio ilimitado puede provocar que se sientan tentados a comer de más, querer probarlo todo y, quizá, hasta repetir. No es nada bueno para la salud. En el otro extremo, tal vez la comida no resulta tan exquisita y deban contentarse con platos regulares.
  • Homogeneidad vs. aventura. Quedarse tan cómodos en el hotel, con todo a disposición para disfrutar del sol y la piscina, ricos platos y jugos exóticos, les puede quitar la curiosidad de conocer el pueblo o la ciudad. Así se pierden de encontrarse con la cultura de la región.
  • Tours. Para hacer algo diferente como salir a explorar los atractivos de la ciudad y otros parajes cercanos van a tener que contratar alguna excursión y desembolsar un dinero no pensado en el presupuesto.
  • Ansiedad. Tener todo ya organizado y pagado puede generarles algo de ansiedad por la necesidad u obligación de cumplir con todas las actividades pautadas. Sienten que si no lo hacen y se quedan solamente disfrutando del día, pueden perderse de algo importante o estar desperdiciando el dinero.

6. ¿Cuándo elegir un all inclusive?

Conociendo ahora las ventajas y desventajas, ustedes pueden analizar el tipo de viaje que quieren hacer de acuerdo con el dinero disponible. Cómo se imaginan la estadía, qué tanta comodidad pretenden, cuánta experiencia cultural quieren absorber, cuáles son los servicios imprescindibles, cómo planean su presupuesto, son preguntas que los van a ayudar a decidir si es la opción correcta.

Disfrutar las delicias de un all inclusive será óptimo para algunas parejas, y otras preferirán la aventura. Pero no pierdan de vista las curiosidades locales, como ferias o teatros, o simplemente busquen souvenirs originales para los amigos y un accesorio exótico para el vestido de fiesta lunamielero.

Te ayudamos a encontrar tu agencia más cercana 🛫
Pedí información y precios a tus agencias de viaje más cercanas

Otros artículos que te pueden interesar