Bumerang Lab
Bumerang Lab

La llegada de una mascota implica un compromiso con un ser vivo que se integra a la familia y un acto de fe en el proyecto como pareja. Antes o después del casamiento, cuando ya organizaron toda la boda y cada detalle salió de maravillas, el vestido de novia, la fiesta, los souvenirs originales, la decoración y las tarjetas de casamiento, la convivencia y las ganas de cuidar de una mascota hacen que se decidan por adoptar un animal. ¿Qué consejos seguir y cuáles son los beneficios de adoptar una mascota?

1. El momento de la decisión

Adoptar una mascota no es un tema para tomárselo a la ligera. Son muchas las responsabilidades que se asumen con esta decisión. Aquellos que quieren sumar un integrante a la familia deben saber que no solo se modifica la vida de los animales sino también la vida de las personas. Además de sentir el cariño que recibimos de nuestra mascota, tal vez lo fundamental es tener presente que es un ser vivo con necesidades propias.

Mariposa Bodas
Mariposa Bodas

2. El compromiso

Desde el minuto cero, la mascota va a precisar de cuidados básicos de alimentación, ejercicio diario, atención veterinaria y estimulación del juego. Pero sobre todo, compañía. Por ello también es justo evaluar al momento de adoptar cuánto nos podremos dedicar a nuestra mascota. El animal necesita compartir tiempo con sus dueños para ir aprendiendo conductas buenas y, si no es cachorro, enmendar aquellas que trae de su vida anterior y que pueden resultar molestas.

3. Efectos románticos

Se han realizado muchos estudios sobre las relaciones humanas y sus vínculos con las mascotas. En particular cuando se trata de parejas, las mascotas tienen un gran impacto positivo y casi nada de influencia negativa. Pero ¿solo se trata de coincidencias? ¿Los dueños de animales son más románticos? Lo cierto es que los beneficios de adoptar un animalito son muchos y repercuten directamente en el afianzamiento del amor.

Memoir Photography
Memoir Photography

4. Trabajo en equipo

La llegada del nuevo integrante al hogar hará que deban preparar la casa, acondicionar un espacio propio para el animalito, dividir los roles y decidir quién se hará cargo de las diferentes tareas, ponerse de acuerdo en la dinámica dentro de la casa, si será aceptado en la cama, entre otros. La decisión de adoptar una mascota va a estimular los espacios compartidos en pareja y en familia.

5. Aptitudes empáticas

Las emociones que pueden fluir entre los dueños y los animales tienden a generar respuestas positivas en las personas, cuyo eje se proyecta en cuánto se involucran los dueños de mascotas con su cuidado propiamente dicho y con otros vínculos o lazos, como las relaciones de pareja, familiares o los propósitos sociales.

Horacio Carrano
Horacio Carrano

6. Bienestar emocional

Tener al cuidado una mascota favorece la salud física de las personas y mejora su autoestima. Una mayor conciencia de las necesidades de otro ser vivo hace que nos preocupemos más por los demás. Por ende, este cuidado se extiende ramificado hacia los otros. En otras palabras, se puede trasladar a la comunicación amorosa, decirse que se aman y que quieren cuidarse por siempre.

7. Se agranda la familia

Tal vez piensen que tener una mascota también los irá familiarizando en el campo parental. Es cierto, ya que los llevará a subrayar la cuestión de la responsabilidad y el compromiso y ambos van a aprender y disfrutar de esos momentos compartidos. Casi en el otro extremo, algunas parejas deciden no tener hijos por diferentes circunstancias y eligen adoptar una mascota que se transforma pronto en un miembro privilegiado de la familia.

8. Segundas oportunidades

La adopción de un perro adulto, de los que han sufrido maltratos o situación de calle, también es una forma de sumar un integrante a la familia. Costará un esfuerzo mayor, pero de seguro las recompensas de cariño serán muy grandes. La adaptación dependerá de muchos factores. Quizá los animales más jóvenes necesiten mayor tiempo para ajustarse al nuevo hogar, y los más grandes tengan un comportamiento algo más estable.

No hay nada mejor que una bienvenida a casa con abrazos perrunos. Si no han resuelto sobre las invitaciones de boda, están a tiempo de elegir una tarjeta de casamiento divertida e incorporar una foto de su mascota con el anuncio del enlace: ¡Tenemos boda!