Para los novios es natural pensar que todos los invitados deberían sentirse bienvenidos e incluidos. Así los asistentes pueden participar activamente del casamiento, sin quedar relegados por incomodidades de espacio o recepción. Sin embargo, a veces las emociones pueden hacer que se distraigan sobre esta cuestión. Para considerar un encuentro acogedor para todos y cada uno de sus invitados, repasemos cómo organizar un casamiento con carácter inclusivo universal.

1. Planificación

Un evento, como el caso de la boda, debería cumplir con algunos requisitos en la organización para que todos los invitados puedan disfrutar del mismo modo y participar de las instancias que hacen al casamiento y la felicidad de los novios. Cuando puede haber personas con discapacidad, hay que diseñar la boda de manera que la accesibilidad universal sea un principio básico desde la concepción misma de la celebración.

Mati Sacconi Fotografías
Mati Sacconi Fotografías

2. ¿Qué es la accesibilidad universal?

Se trata de una condición que deben cumplir los diferentes espacios, entornos, bienes, productos y servicios para que todas las personas puedan utilizarlos de forma segura y cómoda. Por ejemplo, en este caso, se aplicaría a los espacios físicos que eligen para celebrar junto a familiares y amigos. Con este principio básico en mente, deberán prestar atención a las buenas prácticas en todas las fases de la organización, desde la comunicación de las invitaciones de bodas, hasta el acceso a los espacios y el desarrollo del casamiento.

Lucas Álvarez Fotografía
Lucas Álvarez Fotografía

3. Buenas prácticas

  • Personal preparado

Pueden preguntar en el salón si cuentan con personal preparado para atender a personas con discapacidad en caso de ser necesario. También pueden pedirle a alguien cercano que esté al pendiente durante el evento.

  • Acceso físico

Es un conjunto de elementos que facilita la circulación y el acceso, por ejemplo, el estacionamiento, las rampas exteriores, los baños adaptados, el mobiliario y la distribución del salón. La señalización específica también debe estar presente.

  • Pantallas con subtítulos

Si tienen invitados con discapacidad auditiva y tienen planeada una proyección audiovisual con diálogos, es recomendable elaborar los subtítulos.

  • Información accesible

Si tienen personas con discapacidad visual, la información en braille en las invitaciones de bodas y en alguna cartelería importante facilita el acceso y uso universal, contemplando la diversidad. Otra recomendación para materiales impresos es el uso de tipografía fácil de leer, con caracteres grandes.

4. Entorno accesible

Las medidas necesarias para que un entorno sea accesible son fundamentales. En este punto, deben considerar el transporte de los invitados para llegar a la celebración, el estacionamiento cercano y adecuado, la circulación amplia del salón sin obstáculos ni escalones, itinerarios accesibles en espacios al aire libre, baños accesibles, cartelería y señalización que faciliten la orientación en lugares muy grandes, suelos antideslizantes, iluminación cuidada, entre otros.

5. Menú tradicional

Estas claves los van a ayudar a tomar las medidas necesarias para sus seres queridos. Si tienen invitados con movilidad reducida, reserven una mesa adecuada, con espacio y buena visibilidad hacia el foco de atención. Si tienen invitados con dificultades sensoriales, reserven lugares cercanos al escenario principal de la boda. En todos los casos, quizá el tipo de menú que mejor les resultará sea la cocina tradicional, con los comensales sentados a las mesas.

Cuando visiten salones y quintas para alquilar, asegúrense de que el sitio sea accesible para todos los invitados y tenga buenas medidas de comunicación. La organización requiere un esfuerzo más consciente, pero de esta forma habrá una mayor concurrencia de todos sus amigos y familiares.