Aye y Nico se conocieron hace muchos años, en la escuela primaria. Sin embargo, no fue hasta que comenzaron juntos la secundaria que empezaron una linda amistad, gracias a compartir el mismo grupo de compañeros. Como sucede con muchas amistades, el cariño y el compañerismo fueron creciendo, hasta que decidieron darse la oportunidad de conocerse de otra manera. Así fue como empezó su noviazgo y, conscientes de que estaban hechos el uno para el otro, un año después se fueron a vivir juntos. Finalmente, cuando llevaban tres años de novios, Nico preparó un escenario súper romántico: sobre la mesa, escribió la pregunta “¿Nos casamos?”, con chocolates, varias fotos y el anillo. ¿Qué otra cosa podía responder Aye que no fuera un gran SÍ?

La noche del 25 de noviembre de 2017 celebraron su casamiento junto a su familia y amigos. El festejo fue en el salón Palacio D'Or y el reportaje fotográfico estuvo a cargo de Filmyco.

Un look muy elegante

La pareja eligió celebrar su boda con un estilo elegante y muy sofisticado. Así lo reflejaron no solo en la elección del salón, sino también en su look nupcial. Aye lució un vestido corte sirena con hermosos detalles de encaje, escote en pico y espalda pronunciada, acompañado de un peinado recogido y un ramo total white. Además, llevó con ella la sorpresa que le habían preparado sus amigas al regalarle una cajita para que pudiera cumplir la tradición de algo nuevo —un juego de lencería—, algo viejo —un anillo de su mamá que a su vez perteneció a su abuela—, algo prestado —un anillo de su mejor amiga— y algo azul —una virgencita con una cintita azul—. Nico eligió un traje azul, camisa blanca, moño a tono y un delicado bouttoniere.

Según ellos mismos cuentan, la entrada de Aye a la ceremonia fue de los momentos más emotivos de toda la boda. La misma fue en la Parroquia Nuestra Señora de las Nieves en Capital Federal. Del brazo de su papá, la novia caminó hacia el altar con una gran sonrisa en la cara mientras Nico la esperaba al final del pasillo, ansioso por empezar esta nueva etapa juntos.

Una decoración siguiendo las últimas tendencias

Entrada la noche, empezó el festejo en el salón. Candelabros gigantes, sillas Tiffany transparentes, abundante follaje verde y luces led fueron algunos de los elementos que ayudaron a crear un ambiente mágico y lleno de encanto para los más de 200 invitados que participaron de la celebración. Siguiendo una de las tendencias en decoración para 2018, eligieron centros de mesa altos y frondosos, y letras gigantes y luminosas para ambientar el interior y el exterior del salón. 

¡Que emipece la fiesta!

En la fiesta no faltó nada: desde una cabina de fotos para que sus invitados pudieran registrar los mejores momentos de la noche, hasta una divertida coreografía en la que participaron familia y amigos. Gorros, lentes, vinchas y papel picado anunciaron la llegada del carnaval carioca, para cerrar una gran fiesta en la que la buena onda y el amor fueron los protagonistas.

Compañeros y con mucho sentido del humor. Así se definen y así lo reflejan las fotos de su casamiento. Después de la boda se fueron de luna de miel a Punta Cana, y ahora están felices de poder continuar viviendo momentos juntos. ¡Felicidades!