*Tutorial cedido por Bodas.net

Hacer algo por vos misma para el casamiento te va hacer sentir muy orgullosa y que mejor que hacer tu propio porta alianzas. Ese detalle que decora el momento en que aceptan unirse para siempre. Por eso, hoy te mostramos el paso a paso para que hagas un porta alianzas clásico, pero muy elegante y delicado.

Los materiales que vas a necesitar son:

  • Arcilla 
  • Encaje, bolillos, estacas, etc. Lo que necesites para crear tu diseño.
  • Lija
  • Barniz
  • Cordón o cinta

El primer paso es hacer una bola grande con arcilla. Es una masa muy fácil de manejar y modelar, por lo general se trabaja mejor humedeciéndola un poquito con agua.

Una vez hecha, aplasta la masa con un rodillo hasta dejarla con el grosor que desees. Si bien es rústico el resultado, intenta que quede bien parejo.

Para decorarlo coloca el encaje o bolillo sobre la pasta y aplastalo para que se marque. Así, va a quedar la huella sobre la masa.

Con una tapa (en este caso elegimos redonda, pero puede tener la forma que quieras) marca justo donde te gustaría que quede el dibujo. Queda mucho mejor sí el detalle que marcaste queda a un costado, para que sea un toque y no todo con la misma textura. Después retira la tapa y recorta siguiendo la marca.

Hacele dos agujeros donde quieras que vayan las alianzas. Luego agarra un bol y deja caer la arcilla dentro de él para darle forma de cuenco. Esto es opcional, sino dejalo plano.

Cuando la arcilla se seque, lija los bordes para dejarlos más suaves. Sacudí el polvillo y barnizalo con mate o brillo.

Finalmente, pasa el cordón o cinta por los agujeritos que hiciste, enlaza las alianzas y sujetalas con un moño. ¡Y listo tenes terminado tu hermoso porta alianzas!