Planificar una luna de miel en Playa del Carmen es sumergirse en experiencias únicas e inolvidables a lo largo de sus 15 km de playas caribeñas, con suaves arenas blancas y aguas color turquesa. Luego de la vorágine de la boda, el vestido de novia, los centros florales, la torta de casamiento sencilla, la ambientación y los souvenirs de casamiento, los espera un viaje de bodas a un sitio donde los amaneceres son de postal.

1. En la Riviera Maya

Playa del Carmen, en el centro neurálgico de la Riviera Maya en la península de Yucatán, es uno de los destinos que se encuentra en el podio de los “all inclusive”, preferidos por los recién casados. Sin embargo, el alojamiento también tiene opciones más sencillas desde cabañas rústicas, o modernos spas hasta hoteles boutique. Antiguo asentamiento maya y pueblo de pescadores y productores del chicle, Playa del Carmen se transformó en las últimas décadas en el sitio turístico preferido en México, para quienes buscan aventuras, selva frondosa, sol y playa y actividades acuáticas.

2. Cuándo ir

Playa del Carmen es un destino que se disfruta en cualquier época del año. El clima es tropical con mayor cantidad de lluvias entre septiembre y octubre. De marzo a junio es ideal para disfrutar de la playa y el sol con temperaturas muy agradables. Julio y agosto son los meses más calurosos y con mayor demanda.

3. Gastronomía

Un tour gastronómico es imperdible en esta localidad mexicana. Las tortillas son parte intrínseca de cualquier plato que quieran probar, como las quesadillas de huitlacoche o las enchiladas de mole. Los tacos al paso, en la calle, conforman un hito indiscutible de la visita a México, porque dicen que este país tiene la mejor comida callejera.

4. Buceo en Yucatán

Una de las experiencias más fascinantes es el buceo en el Caribe mexicano. La barrera coralina mesoamericana pasa por allí, por lo que se descubre un mundo submarino increíble. Tiburones toro y ballena, rayas, tortugas y muchas especies que eligen los corales como hogar. Playa del Carmen es especial para hacer un bautismo de buceo pero suma un atractivo más a esta actividad, sumergirse en un cenote, por ejemplo Cenote Dos Ojos, de las cuevas más bellas para buceadores avanzados.

5. Xcaret

El parque ecológico queda a 20 minutos de viaje de la ciudad y es uno de los sitios que no deben dejar de visitar. Delineado en un entorno natural, es el parque más conocido de México. Sus ríos subterráneos ofrecen oportunidades de nadar y disfrutar de un paseo único. Otros imperdibles son las grutas del Pueblo Maya, los aviarios, los acuarios, el mariposario, pero seguramente quedarán atractivos sin poder ver por la inmensidad del lugar

6. El Portal Maya

La imagen del Portal Maya en Parque Fundadores es un recordatorio del mensaje de paz y esperanza en el comienzo de una Nueva Era del Calendario Maya. Allí podrán disfrutar de distintos eventos culturales y artísticos y de la belleza del paisaje. El ícono de la playa representa la idiosincrasia de los mexicanos y la cultura ancestral enraizada en sus herederos.

7. La isla de Cozumel

Un viaje en ferry los lleva a Cozumel, la tercera isla más grande de México, justo enfrente de Playa del Carmen. En idioma maya, Tierra de golondrinas. Para disfrutar de una caminata romántica por el paseo marítimo o de la playa con sus aguas turquesas y cálidas. San Miguel de Cozumel es una ciudad tranquila que ofrece una estadía muy placentera. Cozumel también tiene una zona arqueológica donde se destacan las ruinas de San Gervasio.

8. Otros paseos

A lo largo de la Riviera Maya son infinitas las posibilidades de pasear y descubrir microdestinos, con sus playas y tesoros arqueológicos. Hacia el norte se encuentran la playa de Punta Maroma y Puerto Morelos. Hacia el sur, numerosos parques y atracciones como Xcaret, Xenses, Xplor y Xel-Há, y enclaves románticos y relajados como Paamul, Xpu-Há, Akumal y Tulum. La Riviera Maya capitaliza un festival de jazz en noviembre, justamente en Playa del Carmen, que reúne a figuras locales e internacionales en conciertos al aire libre.

Un paseo por la pintoresca Quinta Avenida es único para comprar todos los souvenirs originales y recuerdos mexicanos para la vuelta a casa. Es momento de pensar en el diseño de las invitaciones de boda. ¿Un estilo clásico o más desenfadado?