La luna de miel es la condecoración perfecta para lo que fue o será una boda perfecta. Atrás quedarán los días de buscar un vestido de novia (¡aunque te haya encantado hacerlo!) o elegir entre cientos de modelos para tarjetas de casamiento. Una vez que estén emprendiendo ese viaje, se olvidarán de todo el estrés de la rutina diaria y sólo pensarán en cómo disfrutarse mutuamente. ¿Están estresados por no dar con la torta de casamiento perfecta? ¡Se olvidarán de todo cuando estén de luna de miel!

Chile, pegadito a Argentina, brinda una cantidad de innumerables de paisajes naturales y ciudades cosmopolitas para disfrutar de a dos. Los dejamos con una guía para que se enamoren del vecino país y elijan pasar allí una luna de miel encantadora y con mucho amor.

Una gran variedad de atractivos naturales

Chile en toda su extensión tiene una gran cantidad de destinos naturales para visitar. Lo grandioso de este país es que se puede encontrar desde un ambiente extremo como lo es un desierto, hasta unas lindas playas bordeando el Pacífico. Por eso, para los amantes de la naturaleza, Chile es el destino indicado, para dar grandes paseos o disfrutar de tomar sol en la playa.

San Pedro de Atacama

Este destino es ideal para aquellas parejas que amen la tranquilidad. Si bien es una región desértica y árida, Atacama ha sabido constituirse como uno de los destinos turísticos más exóticos del mundo. Hay gran cantidad de hoteles de lujo, que brindan servicios especiales para recién casados. Se pueden realizar visitas guiadas, disfrutar aguas termales y realizar recorridos a pie o en bicicleta.

Bahía Inglesa

Para los que quieren playa y sol, éste será el destino ideal. Si bien las playas de Chile, por dar al Pacífico, suelen ser frías, este lugar es la excepción. Con una arena blanca, tiene aguas cálidas y es un lugar muy tranquilo. Es un pequeño pueblo que suele estar tranquilo durante todo el año, por lo que se convierte en un destino romántico ideal.

Isla de Pascua

Uno de los destinos más visitados del mundo. Es una isla de origen volcánico, cuya principal atracción son los populares moais, que son indicios y restos arqueológicos de las antiguas civilizaciones que vivieron en la zona. Además de poder visitar los vestigios de la cultura, está rodeada por un precioso mar azul, ideal para los que desean bucear y conocer la fauna acuática.

Huilo Huilo

En el otro extremo del país, al sur, se encuentran paisajes más diversos, como la Reserva Ecológica de Huilo Huilo, que forma parte de la Selva Patagónica. Con una vegetación abundante, es un destino paradisíaco. Esta reserva es muy importante porque es eco-friendly, y busca fomentar el turismo sustentable y la preservación de todas las especies. ¡Ideal para parejas que cuidan el medio ambiente! Posee increíbles bosques, ríos que los recorren y senderos para caminar durante horas.

Para los amantes de las ciudades

Si luego de visitar algún destino natural, todavía tienen ganas de seguir conociendo Chile (¡que seguro será así!), también tienen la posibilidad de visitar ciudades importantes a nivel nacional mundial. Tras haber sorteado todos los obstáculos de la organización de la boda, eligiendo la mejor torta de casamiento sencilla o decidiendo si usar un vestido de novia usado o nuevo, llega la hora de relajar, comprar, disfrutar manjares y, sobre todo, ¡amarse todo el tiempo!

Viña del Mar

Es la combinación perfecta entre la belleza natural y lo mejor de las metrópolis. Es una ciudad bohemia, que queda apostada en las costas marítimas. Pueden visitar museos, casinos y shoppings, a la vez que dar grandes paseos por sus playas. Viña del Mar, sin duda, lo tiene todo.

Santiago de Chile

Es la ciudad capital de este precioso país. Como tal, predominan atracciones relacionadas con visitas a museos, mercados y plazas con arquitectura colonial. Pero además, dentro de la misma ciudad se puede visitar el Cerro San Cristóbal o el Cerro Santa Lucía, que brindan una vista panorámica de la ciudad comparable con pocos destinos en el mundo.

Valparaíso

Una de las ciudades más visitadas por los turistas. “Valpo”, como la conocen los lugareños, cuenta con miradores desde el puerto desde los que es posible admirar toda la ciudad. Al igual que Santiago, cuenta con cerros muy cerca, para poder gozar de una vista privilegiada.
Un indispensable: si van a Chile, no dejen de probar la gran variedad en pescados y mariscos que hay a lo largo del país. ¡Y el famoso pisco chileno los dejará más que encantados!

Elegir el destino de la luna de miel será uno de los mejores momentos en la organización de la boda, incluso más que elegir souvenirs de casamiento o tu peinado de novia. Y verán que muy cerca tienen destinos realmente paradisíacos, para los gustos de todos tipos de parejas. Así que solo resta decir… ¡Buen viaje!