Ir al contenido principal
Casamientos

6 cosas que pueden pasar en su gran día (y por qué no deben preocuparse)

La boda perfecta es aquella en la que ustedes disfrutan minuto a minuto. Eviten estresarse al extremo, porque lo único que realmente importa es que hayan decidido dar ese gran paso. Los inconvenientes de último momento, ¡son solo detalles!

Paula Barcia

Para una boda, es necesario atender a muchas cuestiones. Y aunque intenten prever cada uno de ellas, hay algunas cosas por las que no deberían preocuparse. Si los souvenirs de casamiento no quedaron exactamente como imaginaban, si el vestido de novia necesita un mínimo arreglo o si la torta de casamiento sufrió un accidente solucionable, es mejor no estresarse demasiado. Por tal motivo, eviten preocuparse de más, y ¡que la única preocupación sea disfrutar!

En cualquier tipo de evento o reunión pueden ocurrir algunos inconvenientes. Si hay tiempo para solucionarlo, ¡genial! Pero en caso de que ya estén sobre la hora en la boda, intenten importancia. La boda perfecta se logra cuando realmente ustedes la pasan bien. El resto, se puede arreglar. Y si no, ¡para qué preocuparse!

Referido a los invitados

Ou Clock

Si algunos invitados no les confirmaron la presencia, tranquilos. Tengan de todos modos contemplado el catering y la bebida, siempre hay amigos y familiares que asisten pese a no haber confirmado. Si alguien muy importante para ustedes no puede ir, no se angustien. ¡Disfruten con los que sí pudieron! Seguro estarán todos encantadores con sus trajes y vestidos elegantes para fiestas.

Otro punto que deben tener en cuenta, es que es muy probable que no puedan atender a todos los invitados. Entre los nervios y el timing de la fiesta, quizás no puedan pasar todo el tiempo que quisieran con cada uno de sus invitados. Ellos sabrán entender, no hay de qué preocuparse.

Referido a los tiempos

Filmyco

Seguramente ustedes o la wedding planner cronometraron los momentos importantes, para que todo salga a tiempo. Pero, como sabrán, pueden surgir algunos inconvenientes de último momento. Por tal razón, no se obsesionen con el reloj. Es más, no le presten atención y dejen que todo siga su curso. Si la torta de casamiento sencilla se demora un poco más en llegar, se servirá más tarde. Si algunos de los souvenirs originales se rompieron, seguro se podrán reemplazar o arreglar.

Referido a la novia y su ajuar

Paula Barcia

Puede que mientras te estés probando tu vestido de novia con encaje se suelte un bretel o el cierre se trabe. Son pequeños percances que, sin duda, tienen solución. Por eso, si pasa, no pierdas la cabeza: tomá aire y pedile a tu mamá, hermanas o amigas que te ayuden.

Referido a posibles peleas familiares

BD Producciones

En toda familia hay conflictos entre familiares, de mayor o menos gravedad. Pero seguramente, si son gente adulta, entenderán que ese no es el lugar para trasladar dichos problemas. Si alguno quiere hacerlo, hablen con él un minuto y ¡problema solucionado!

Referido a las inclemencias climáticas

Chris & Magui

Nada más imprevisible que el clima. Si bien existe un pronóstico, es solo estimativo. Por lo que traten de restarle importancia a si llueve o si hará frío. Lo que sí pueden hacer es prever algún tipo de gazebo o carpa, por si la lluvia decide decir presente. Si se casan en invierno, lógicamente harán su boda en un salón cerrado. Si ese día se presenta alguna inclemencia climática que no deje llegar a los invitados, pueden buscar alternativas para que todos asistan a tiempo o, si hace falta, retrasar un rato la cena.

No obsesionarse con el ideal de perfección

Ger Bottazzini

Si bien todas las parejas quieren que en su casamiento salga todo bien, es prácticamente inevitable que algún percance, por más pequeño que sea, ocurra. Entonces, no deben pretender que todo vaya a la perfección. Lo único que deben hacer como novios es relajarse y disfrutar, porque ese día es enteramente de ustedes. Si quieren minimizar la cantidad de errores, lo que pueden hacer es contratar una wedding planner para que vele por todos los detalles. O dejar a cargo un conocido ante cualquier eventual incidente o inconveniente que pueda surgir.

Los accidentes ocurren, todos los días y en todos los ámbitos. Así que relajate cuando tu peinado de novia se deshaga un poco o si los invitados no entendieron cómo llegar hasta la quinta donde celebrarán la boda. La gran mayoría de las cosas que pueden pasar en un casamiento tienen solución, por lo que sólo deben estar atentos a aprovechar cada minuto al máximo. Los souvenirs de casamiento económicos que faltaron para los invitados o algún sector de la decoración que no se vea exactamente como habían imaginado serán solo detalles cuando hagan un balance general de lo bien que lo pasaron en su casamiento.